Operación Masacre “Bis” (Olavarría sigue igual) » 7400 Noticias de Olavarría

Operación Masacre “Bis” (Olavarría sigue igual)

Por Guillermo Perez
@GuilleNicoPerez

Casi cinco meses del nuevo “Gobierno Municipal” que prometía un “CAMBIO” respecto a la manera anterior de hacer política a transcurrido y lamentablemente “NADA” a “CAMBIADO”.

En agosto del año 2014 se efectuaba la denuncia pública sobre una “Emisora ilegal”. Casi dos años han pasado. “Cambio” de Gobierno. Y la irregularidad continúa.

Nuevamente retomamos lo que comenzamos por aquel entonces. Para que usted, lector incansable de noticias, pueda comprender y recordar de qué estamos hablando le dejo la nota que se publicó en aquel momento en el diario digital 7400noticias.com.ar.

 

(Si usted quiere comenzar por el principio de esta novela lo invito a que se dirija a las últimas líneas de este documento (Segunda Parte). Si desea comenzar por el final, continúe. Tome aire, mire a su alrededor: nada ha “cambiado” ¿no?).

 

PRIMERA PARTE

“A lo primero uno quiere que lo escuchen. Después de un tiempo quiere sembrar la semilla de algo. No sé qué: de algo. Porque la política cada vez se parece más a la religión: es cuestión de fe y no de hechos”.

 

A las catorce (14) horas del día Domingo quince (15) de Mayo del presente año comenzaba la vigésima novena (29.a) edición de la “Vuelta al Municipio” de Olavarría. Conjuntamente a la misma hora comenzaba la locución y animación de la prueba que le brindó calor, “alegría” y entusiasmo a los atletas y al público que se hicieron presente en la tarde gris de domingo.

Como era de prever la voz femenina estuvo a cargo de la flamante locutora Guadalupe Peralta, y la voz masculina encarnó, nuevamente, en la figura polémica y continuamente denunciada de Marcelo Manolio. La conclusión parece inevitable.

(El escenario está listo, se levanta el telón. Estamos preparados para comenzar)

 

No hace mucho tiempo (14 de abril pasado) acudimos a la noticia de un hombre que reclamaba su trabajo luego de ser expulsado de la municipalidad porque había irregularidades en su Monotributo Social. Todos recordamos a Maximiliano Núñez y su montaje en las puertas del municipio con sus maquinarias para cortar pasto y hasta con una carpa. Por aquel entonces el Subsecretario de Administración Gastón Acosta (el mismo que se dió el gusto de ser piloto en la “Copa Bora” gracias a aportes de privados, según él) aclaró que el “señor Maximiliano Núñez no forma parte de la planta de empleados municipales, sino que es un proveedor que se encuentra en situación fiscal irregular”. Y agregó que “el proveedor está inscripto en la categoría Monotributo Social, y no cuenta con Aseguradora de Riesgo de Trabajo (ART)”.

La humanidad casi siempre se ciega cuando aparece don dinero. Maximiliano Núñez fue considerado por la anterior gestión como una persona que necesitaba ayuda y como el trabajo es dignidad se lo otorgaron ya que necesita todos los meses $ 8000 para costear el tratamiento de su hija que posee una discapacidad muy importante. Ocho mil pesos fijos todos los meses para que su hija pueda obtener el tratamiento adecuado. A su vez, hay que sumarle el costo de vida de la familia toda (comida, vestimenta, etc.).

Hoy se premia al personaje público por sobre la calidad de vida de una niña y de una familia que logró la dignidad porque alguien fue humano y usó el dinero público para lo que se debe usar: para la gente que más lo necesita.

(De una gota de agua un logista podría ser capaz de deducir la posibilidad de un Atlántico o un Niagara)

 

A veces, la verdad es aburrida.

El señor locutor, no sólo no se encuentraría siendo titular de una Emisora Ilegal sino que, aún hoy, siguiría haciendo negocios con el Gobierno Municipal de turno gracias a su “supuesta” amistad con el nuevo Subsecretario de Prensa, Emilio Moriones, un ex empresario de los medios que ahora incursiona en la política y el que sería, según fuentes muy confiables, el responsable de que pasadas las 11 de hoy (27 de abril), el Intendente del partido de Olavarría, Ezequiel Galli, visitara los estudios de 107, para dialogar con Marcelo Manolio “En la vereda del Sol”. El título de la nota publicada En Línea Noticias era: “Galli con Manolio en la 107: “Me molesta la injusticia y la mentira”. Demás esta aclarar o agregar algo más respecto a las cuantiosas irregularidades del locutor que ocuparía el dial con una Emisora que “No existe para la ley”, de un locutor que no entregaría factura propia a los clientes, de un Locutor – Ttitular de un medio clandestino que no pagaría impuestos a la radiodifusión, de un personaje que usaría a sus empleados de rehenes, como así también a las instituciones aduciendo colaborar con la difusión de sus actividades para esconder la actividad ilícita como si fuera la única radio que lo hace desinteresadamente, de un ciudadano que cobró pauta publicitaria del gobierno anterior no debiendo haber cobrado y al hombre que se gana la vida honestamente, con unas pocas máquinas de cortar pasto, lo denigran personal y públicamente porque el Monotributo Social no le da, un ser que se empodera con el gobierno de turno y que cobró “Dinero Público” durante el 2014 por un total de $134.135.000 y durante el 2015 $ 193.391.000 (según datos oficiales) y que continúa en la ilegalidad. Cabe aclarar que la responsabilidad de que esto suceda no se debe solamente a su amigo el Subsecretario de Prensa, sino que el propio Intendente da cuenta de esta situación y se deja seducir por el Napoleón del Chantaje.

 

Haber nacido en esta región del planeta es un privilegio… ¿No lo cree usted?…

 

No cabe duda alguna que el camino que nos mostraron fue solo una ilusión óptica. Hoy comprendí que los Magos se han infiltrado en la política. Me da mucha pena comprender el todo. Tratar de entender por qué concejales del oficialismo están trabajando en una nueva ordenanza que facilite el acceso a cargos públicos de personas que tienen denuncia de “Violencia Familiar”, tratar vislumbrar a los amiguismos en las licitaciones públicas; tratar de comprender por qué hay secretarios privados que se creen “más papistas que el Papa” increpando a personas en sus oficinas delante de mujeres intentando demostrar autoridad (que no poseen); tratar de razonar por qué el símbolo del gasto público de la antigua gestión se materializó en un vehículo que fue blanco de muchas críticas en campaña y que luego se transformó en símbolo de la hipocresía, tratar de concebir éticamente la participación de un funcionario público en el automovilismo cumpliendo, así, su sueño y no el de la gente, resistir ante la falta de experiencia del nuevo equipo político al observar personalmente como tratan a los empleados municipales, preferentemente a las mujeres, como objetos de algo más y por último, tratar de hacer memoria de todas las charlas y entrevistas, que están grabadas con el actual Intendente, y que siguen desvelándome en las noches de insomnio. Cuando las pienso y analizo obtengo bronca e ira y la frase que emana de mi voz en un grito silencioso: “Como me mintió en la cara”.

La conclusión parece inevitable: “El poder transforma, eso lo sabemos”. Hay que atreverse a dar un paso al frente o al costado para mejorar el futuro.

 

SEGUNDA PARTE

 

Quejas y denuncias públicas de una emisora de FM local

(18 de Agosto 2014)

 

(http://7400noticias.com.ar/quejas-y-denuncias-publicas-de-…/)

 

Cuando escribí esta nota, yo tenía treinta y tres años. Hacía tres años que estaba en el periodismo. Comencé porque entendí que alguien debía contar lo que nadie se atrevía (por diversas razones: amiguismos o negocios). Me retire el 5 de diciembre del 2015 con la esperanza de que algunas cosas iban a “cambiar” y que la igualdad de oportunidades serían equitativas para todos. Comencé porque, al igual que un gran periodista que desapareció en 1977, “me pareció comprender que todo lo que había hecho antes no tenía nada que ver con una cierta idea del periodismo que me había forjado en todo ese tiempo, y que esto sí (esa búsqueda a todo riesgo, ese testimonio de lo más escondido y doloroso), tenía que ver, encajaba en esa idea”.

“Entonces me pregunte si valía la pena, si lo que yo perseguía (antes del 5 de diciembre del 2015) no era una quimera, si la sociedad en que uno vive necesita realmente enterarse de cosas como éstas. Aún no tengo una respuesta. Se comprenderá, de todas maneras, que haya perdido algunas ilusiones, la ilusión en la justicia, en la reparación, en la democracia, en todas esas palabras, y finalmente en lo que una vez fue mi oficio, y ya no lo es.

Releo la nota (en el original dice HISTORIA, creo que al propietario de estas palabras no le molestará mi intromisión) que ustedes han leído. Hay frases enteras que me molestan, pienso con fastidio que ahora la escribiría mejor.

¿La escribiría?”

Comentarios

Comentarios